Terminan vacaciones de rector de Unillanos... y sigue en la cárcel. Interinidad en la IES

 

Junio 16/17 El próximo martes el Consejo Superior de la U. de Los Llanos deberá definir la  solicitud de una licencia no remunerada de 60 días que habría puesto a su consideración, el rector Jairo Iván Frías Carreño (foto izq), mientras soluciona sus problemas jurídicos, que hoy lo mantienen privado de la libertad por presuntos nexos en el escándalo de la refinería del Meta.

Mientras tanto, y desde mayo pasado, actúa como rector encargado Pablo Emilio Cruz Casallas, decano de Ciencias Agropecuarias (foto derecha). Por ahora el Consejo Superior no puede destituir a Frías y Unillanos sigue confirmando porqué parece en últimos lugares de transparencia entre las IES públicas.

El rector y ex secretario de hacienda del Meta, está salpicado en un tema de corrupción, por participar presuntamente de una empresa criminal para desfalcar dineros del departamento, según lo planteo la Fiscalía general de la nación, al momento se solicitar la privación de la libertad. 

El Consejo Superior tendrá que tomar una decisión, pues este viernes 16 de junio se vence el encargo que por un término de 15 días se hizo al profesor Pablo Emilio Cruz, decano de la facultad de ciencias agropecuarias, quien reemplazó a Frías mientras terminaba su periodo de vacaciones. 

El abogado especialista en contratación estatal, Edgar Ardila Barbosa, aclara que la ley le da la posibilidad a todos los servidores públicos a solicitar una licencia no remunerada hasta por 90 días o tres meses, susceptible de prorrogarse  por otros 90 días más, dependiendo de los argumentos que presente el funcionario. 

Sobre la posibilidad que el Consejo Superior como máximo órgano decisorio de Unillanos, le solicite la suspensión al rector mientras sigue privado de la libertad, el abogado señala que los integrantes del consejo, no pueden suspender al rector como una decisión autónoma y  sólo lo puede hacer a  solicitud de autoridades como la Procuraduría o a solicitud del juez que lleve el caso. 

De otra parte  indicó, que si le niegan la solicitud de licencia no remunerada  a Frías Carreño, el asunto ese torna bien complejo jurídicamente, porque luego de 6 meses y ante la ausencia forzosa del rector,  por no asistir al cargo, si lo podrían retirar de la universidad. 

Explicó  que mientras Frías  se encuentre  vinculado a la universidad, el Consejo superior no puede hacer nada para sacarlo, de lo contrario podrían asumir las consecuencias porque el rector esta elegido por periodo fijo. 

“Si yo fuera el  abogado de Jairo Frías le recomendaría que deje la institución y se dedique a su defensa, la universidad no debe estar envuelta en este tipo de circunstancias, le diría que dé un paso al costado y se dedique a demostrar su inocencia”, dijo Edgar Ardila Barbosa.

Situación jurídica del rector:

En mayo pasado Jairo Iván Frías Carreño se presentó voluntariamente a la Fiscalía General de la Nación en el bunker de la capital del país, y fue notificado de la orden de captura.

Frías Carreño es investigado por el escándalo desatado por presunto malos manejos, peculado por apropiación, y contratación irregular en la Refinería del Meta, al ejercer como secretario de Hacienda en la época de los hechos.

La defensa de Jorge Iván Frías descartó por ahora cualquier clase de negociación con la Fiscalía, al tiempo que negaron los cargos que le imputaron por las supuestas irregularidades en el proyecto de construcción de la refinería del Meta.

El rector, y otros tres detenidos (el exgerente de Llanopetrol Ricardo Rodríguez Henao, y los exfuncionarios de la Gobernación del Meta Luz Stella Casas Franco y Hernando Martínez Aguilera), son señalados de irregularidades en 14 contratos -por $18 mil millones- durante la administración del exgobernador Jara.

Ninguno aceptó los cargos de peculado por apropiación en favor de terceros, celebración indebida de contratos y contrato sin el cumplimiento de los requisitos legales.

Contra el rector y ex secretario de Hacienda Jairo Iván Frías, el ente lo acusó de firmar un nuevo proyecto en 2013 con la misma finalidad del de 2011. "Se designó como supervisor del convenio, nuevamente, al secretario de Hacienda, es decir, a quien actuaba como ordenador del gasto a nombre del gobernador", explicó la Fiscalía.

En las últimas horas se conoció que el rector le habría dicho a la Fiscalía que se quería convertir en testigo de este proceso, y que se podría convertir en testigo en contra del exgobernador del Meta y actual director de la Unidad para las Víctimas, Alan Jara.

Frías le dijo a la Fiscalía que buscaba un principio de oportunidad y de esta manera colaborar con la investigación y contar todo lo que sabe sobre el caso. Así, busca obtener una rebaja de penas en su proceso.

Denuncian irregularidades en contratación en la Universidad

Según la emisora W Radio:

Iván Frías se ha encargado de hacer varios nombramientos en la universidad para favorecer a amigos  y familiares suyos y también de la gobernadora Marcela Amaya.                

En  cabeza de Frías,  fue modificado el manual de procedimiento y funciones, y es así como durante años puso a personas cercanas en cargos dentro de la institución educativa, sin contar con la experiencia ni los requisitos.

Por ejemplo Joan Alexander Novoa Mosquera,  quien es el actual jefe de presupuesto de la Universidad, era el jefe de presupuesto cuando Frías se desempeñó como secretario de Hacienda; además Novoa hoy tiene demandada a la institución por 400 millones de pesos, valor que debería pagar la Universidad. Lo mismo ocurrió con su asesora privada Jennifer Suarez, quien también hoy se desempeña como asesora en UNILLANOS y es la persona que firma la mayoría de documentos.

El asesor externo de la Universidad Emilio González Pardo, es hermano  del secretario privado de la gobernadora Marcela Amaya, Eduardo González Pardo.

Carlos Alberto Pabón Meneses, es el delegado del Presidente de la Republica ante la junta directiva de la Universidad y, además, es el vicerrector de la Universidad Minuto de Dios de los llanos.

La jefe de la Biblioteca de la Universidad es la esposa del vicerrector de recursos de la misma entidad, Jose Miraí Saavedra,  quien hoy está en la mira de las autoridades por temas de contratación.

Cargos como el jefe de admisiones, jefe de bienestar y el jefe de internacionalización, están puestos allí sin cumplir con los mínimos requisitos. En total son  unas 30 personas que son amigos, familiares o extrabajadores de la gobernadora y el rector Jairo Frías.

Pero el poder de Frías no solo se concentra en la universidad, su familiares están en cabeza de varias instituciones del Meta. 

Su hijo, Jairo Alexis Frías,  es hoy el director del Instituto Agustín Codazzi; su hija Ingrid Adriana Frías Navas quien era la gerente de Victimas cuando era gobernador Alan Jara, hoy es la Coordinadora Regional del Meta y Casanare del Centro de Memoria Histórica; su hermana es la Gerente Regional del DANE y su cuñado Alveiro Sánchez Medina es el director de la Escuela de Administración Pública y está perfilado como el posible nuevo rector de la Universidad de los Llanos.

Toda la contratación hecha por Jairo Frías como rector está siendo investigada hoy por la Procuraduría General de la Nación. Por ejemplo, el proceso de contratación por mil millones de pesos, con el objetivo de adecuar la biblioteca de la universidad,  en el que extrañamente solo se pudieron presentar dos empresas, la primera de la arquitecta María Alejandra Quintero Beltrán, quien es la novia del oscuro contratista Iván Pérez y la otra firma que se presentó fue la de Camilo Pérez hermano de Carmelo Pérez quien es el esposo de la actual Gobernadora del Meta y primo del empresario Iván Pérez.

Finalmente este contrato fue adjudicado al consorcio Unillanos 2017 de María Alejandra Quintero, hoy pareja de Iván Pérez.

Otro de los contratos que está bajo la lupa de las autoridades es el realizado para comprar licencias de Software por 200 millones de pesos en el que se habrían presentado sobrecostos del 200%.

Un contrato que llama la atención es el convenio por 3 mil 400 millones de pesos ($3.400.000.000) con el departamento de Arauca, el cual se adelantó sin la autorización del Consejo Superior. La finalidad de este contrato es hacer el Plan de Ordenamiento de Arauca y la Universidad de los Llanos debía ser la entidad que elegiría al contratista más idóneo, en lugar de hacer una contratación directamente con el consorcio que hiciera el trabajo.

Adaptación: NoticiasYaFM, Notillano, W Radio y otros medios