noviembre 16, 2018 7:51 am


E-mail: universidad@universidad.edu.co

Bogotá - Calle 73 Nro. 9 - 42 (Of. 301).

Telefono: 704 43 81 / Whatsapp: 3182529035

Información
  • Educación, Calidad, información - seguimiento diario al desempeño de nuestro sistema de educación superior

  • Educación, Calidad, información - seguimiento diario al desempeño de nuestro sistema de educación superior

  • Educación, Calidad, información - seguimiento diario al desempeño de nuestro sistema de educación superior

  • Educación, Calidad, información - seguimiento diario al desempeño de nuestro sistema de educación superior

  • Educación, Calidad, información - seguimiento diario al desempeño de nuestro sistema de educación superior

  • Educación, Calidad, información - seguimiento diario al desempeño de nuestro sistema de educación superior

  • Educación, Calidad, información - seguimiento diario al desempeño de nuestro sistema de educación superior

  • Educación, Calidad, información - seguimiento diario al desempeño de nuestro sistema de educación superior

U. del Tolima apelará decisión de tribunal de declarar ilegal elección de Omar Mejía

Nov 4/18 Una sentencia del Tribunal Administrativo del Tolima consideró ilegal un acuerdo del Consejo Superior que, en 2016, congeló la elección de consejeros, y declaró nulidad sobre el acto de elección de Ómar Mejía -foto- como rector en propiedad. Mejía habría sido elegido con vicios de forma.

Por ahora, Mejía continuará en el cargo, mientras el proceso llega y falla el Consejo de Estado, lo cual podría tomar un buen tiempo (hasta años). Adriana León, Jefe de la Oficina Jurídica de la Universidad, indicó que esta es una decisión en primera instancia “que no se encuentra en firme, frente a la cual se interpondrá el recurso de apelación para que lo conozca y resuelva en segunda instancia el Consejo de Estado”.

El fallo fue producto de la demanda de nulidad electoral que instauró el docente Félix Salgado en contra del acto de elección de Mejía como rector. Los magistrados que firmaron la decisión son Ángel Ignacio Álvarez Silva, José Andrés Rojas Villa y el ponente José Aleth Ruiz Castro.

El Tribunal valoró el concepto de la Procuraduría sobre el Estatuto General de la Universidad, mediante el cual se establece el periodo de los miembros del Consejo Superior de la UT, que es de dos años siguientes a su elección, y “que algunos de los miembros tenían el periodo vencido, viciando de nulidad el acto demandado”.

Según el Tribunal, para la época en que se adelantó la elección de rector en propiedad, es “indiscutible”, que miembros del Consejo Superior de la Universidad, específicamente los representantes de las directivas Académicas, de Docentes, Egresados, Estudiantes y Exrectores, tenían su periodo estatutario vencido, y por ende no se encontraban facultados para debatir, votar, y elegir el rector de la Universidad como se efectuó en el Acuerdo demandado N°22 de 2018.

Por lo que al excluir su voto en el acto, “se concluye que no existió quórum decisorio para elegir rector”.

Frente a los consejeros que tenían cumplido su periodo y que participaron en la elección del rector en propiedad, la secretaria de Planeación del Departamento, Olga Lucía Alfonso, quien es la delegada del Gobernador ante el Consejo Superior, dijo que se actuó en “conformidad con la normatividad que existe y con las decisiones que en el Consejo Superior se determinaron, (…). El Consejo hizo un análisis y en un documento escrito aclaró las posiciones que tenía sobre las decisiones que se tomaron”. Agregó, que al estar suspendidos los procesos de elección dentro de un proceso de transición, los consejeros siguieron frente a sus responsabilidades.

“No se cuestionan las calidades del rector y tampoco el perfil y sus condiciones profesionales, que fue lo que se tomó como consideración al momento de nombrarlo, esto se trata más de un tema de procedimiento al momento de situaciones y de modificaciones del estatuto que se decidieron con anterioridad y por eso creo que el rector está en toda la capacidad de apelas esta decisión”, agregó Olga Lucía Alfonso Lanini.

“La administración de Ómar Mejía Patiño es incuestionable y es absolutamente clara, está reconocida por toda la comunidad universitaria”, agregó Olga Lucía, quien también destacó las acciones correspondientes a ajustes nominales y gastos de funcionamiento que han garantizado el pago de todas las obligaciones del centro educativo (…) la universidad ha mantenido su funcionamiento normal sin ningún tipo de alteración de las circunstancias”, dijo Alfonso Lanini.

Rector encargado, interino y en propiedad

Otro punto que se expone en el documento emitido por el Tribunal es que “Mejía inició en el cargo de rector como encargado, luego fue interino y por último quedó en propiedad, por lo que para la Sala es indiscutible que ha venido siendo “’designado’ o eligiendo a una misma persona como rector de la Universidad del Tolima por diferentes periodos y bajo diversas denominaciones”, motivos que son vistos como un proceso de reelección, e iría en contradicción con la inhabilidad que se estableció a través del Acuerdo 015 del 26 de abril 2018.

Mediante el cual se precisa que “no habrá reelección para el periodo inmediatamente siguiente y que eventualmente (el aspirante) podrá participar transcurridos por lo menos cuatro años “desde el cese de su administración”.

Sobre el demandante, profesor Félix Salgado, se ha conocido que le debería recursos a la Universidad por estudios, a lo que éste, efectivamente, indicó que actualmente cursa un posgrado en Planificación de Cuencas Hidrográficas y que hasta el 29 de julio de 2019 tiene plazo para entregar la documentación respectiva. 

Respaldo del Consejo Académico

El Consejo Académico de la Universidad expidió un comunicado en el que señala que “como funcionarios públicos, acatamos las diferentes actuaciones que la ley profiere, pero nos preocupa la manera como este tipo de interpretaciones vulneran el marco de la autonomía universitaria, la cual debe ser el principio rector de las decisiones sobre la vida universitaria, su filosofía y el ordenamiento académico y administrativo que a sí misma se dé”.

Ante la incertidumbre ocasionada por el fallo, el Consejo Académico invita a “respaldar el trabajo de recuperación de la Universidad del Tolima liderada por sus cuerpos directivos y académicos. Estos cambios se han visto reflejados en los resultados positivos que son de conocimiento público y que han permitido avanzar hacia la superación de la crisis”.