Configuración de la Universidad Fragmentada: Galo Adán Clavijo – Feb/19


Por: Galó Adán Clavijo – Incluye documento extenso adjunto.

Las universidades no forman un todo unido, con políticas racionales, sino que cada una va por su lado y esto ocurre también al interior de las propias facultades, es decir, “no hay un proyecto unificador”.

La constitución de las facultades está asociada con la especialización del conocimiento. Con el tiempo el abanico de especialidades creció, diversificándose las facultades. Este movimiento de institucionalización de las especializaciones disciplinarias forma parte del fundamento de la estructura académica de la Universidad. Esta diversificación registra un doble movimiento: explosión, ramificación del conocimiento científico en muchas disciplinas; e implosión, desarrollo interno y multiplicación de vertientes al interior de cada una de las disciplinas.

La universidad se ha vuelto incapaz de procesar y seleccionar ante la aceleración del conocimiento. Hay una enorme crisis curricular. Hay centenares de títulos, una multiplicación de ofertas académicas sin correlato real en términos científicos y profesionales. Hoy prima en la universidad una dinámica de la fragmentación. No hay discursos que organicen en lo político e institucional la totalidad de las funciones de la universidad. La universidad colombiana sufre una grave crisis con múltiples facetas: calidad educativa en baja, financiamiento exiguo, identidad fragmentada, funciones indefinidas…

Por citar un caso, el cambio curricular se reduce a un reacomodo de asignaturas, cuando debiera plantearse una discusión teórica de las disciplinas. Esto repercute directamente en el terreno de la investigación y del aprendizaje, las disciplinas se convierten en territorios protegidos por fronteras artificiales

Clic para acceder al documento