El Observatorio de la Universidad Colombiana




EE UU: Gobierno acusa a Universidad de manipular cifras para subir en los rankings

Abril 22/21 El exdecano de la Escuela de Negocios Fox, de la U. de Temple (en Filadelfia) manipuló cifras de su MBA para subir en los rankings, atraer más estudiantes y obtener más recursos.

Por ello, y tras casi tres años de investigación, el Departamento de Educación de EE. UU, adelantó una investigación que ha llevado a que el Fiscal General de los Estados Unidos para Filadelfia acusó al depuesto decano de la Escuela de Negocios Fox de la Universidad de Temple, Moshe Porat, con un cargo de conspiración y fraude electrónico por su papel en uno de los escándalos de clasificación más grandes de la historia.

También acusó a un exprofesor de estadística en Fox, Isaac Gottlieb, y a una exgerente de finanzas, Marjorie O’Neill, de un cargo de conspiración para cometer fraude electrónico.

Los acusados habrían hecho trampa en un ranking universitario, el US News & World Report, una organización de clasificación de programas MBA en línea.

Mejorar los resultados de desempeño de los programas de MBA haría que Fox fuera más competitivo, atrayendo más estudiantes y más dólares.

Según Lilian S. Pérez, agente especial asistente a cargo de la División de Filadelfia del FBI, señaló que “innumerables solicitantes, estudiantes y donantes tomaron grandes decisiones, decisiones financieras, basadas en las mentiras de esta supuesta conspiración”.

Es posible que, a raíz de esta situación, los estudiantes de MBA en línea puedan obtener la condonación de sus préstamos federales si el Departamento encuentra que la escuela de negocios tiene la culpa.

Si es declarado culpable, Porat enfrenta una sentencia máxima posible de 25 años de prisión, seguidos de tres años de libertad supervisada y una multa de US $ 500,000. Gottlieb y O’Neill enfrentan cada uno una sentencia máxima posible de cinco años de prisión, seguidos de tres años de libertad supervisada y una multa de 500.000 dólares.

El engaño finalmente le costaría a Porat su trabajo de $ 600,000 al año como decano, destruiría las carreras de un par de subordinados, conduciría a años de investigaciones, demandas, multas y titulares que destrozarían la reputación de la escuela de negocios y la universidad, y le costaría a Temple. un mínimo de $ 17 millones en “costos de remediación”. Ahora puede llevar a Porat y a dos de sus asociados a la cárcel.

En qué consistió el engaño

En el año académico 2012-2013, solo 12 de los 48 estudiantes de MBA en línea entrantes habían presentado un puntaje GMAT, un estándar de admisión (Graduate Management Admission Test o Examen de admisión para graduados en gestión de empresa) que haría que US News penalizara a la escuela en su clasificación.

Por ello, al año siguiente, cuando Fox inscribió a 70 estudiantes nuevos, de los cuales solo ocho tenían un GMAT, O’Neill le dijo a Porat que si Fox informaba que los 70 estudiantes habían tomado una prueba estandarizada, Fox obtendría el 100% de crédito por el examen, promedio GMAT de la escuela y el programa subiría en la clasificación, según la acusación.

Así, los informes inflados le permitieron a Fox ganar un empate a tres bandas por el primer lugar en el ranking de MBA en línea para 2015.

Los fiscales dijeron que las clasificaciones se convirtieron en una obsesión para Porat.

Los resultados del fraude permitieron que el programa de MBA en línea de la escuela obtuviera los máximos honores en 2014. 

Esta es la primera vez que el gobierno federal presenta cargos en una estafa de clasificación.

Información adaptada de Forbes, poetsandquants.com y thecollegepost.com

Compartir en redes