Mineducación busca tener 500 mil estudiantes más en educación superior en este gobierno

Agosto 17/22 Panorama presentado por ministro Gaviria en Senado confirma que anuncio de Petro de Educación Superior pública, gratuita y universal no será posible.

Alejandro Gaviria hizo su primera presentación ante la Comisión Sexta del Senado de la República, en la que realizó una descripción de cómo está organizado financieramente su sector, los retos que tiene y las tensiones del mismo.

Describió cómo, pese a ser el sector que más recursos recibe, su presupuesto de 50 billones es mayoritariamente inflexible por cuanto ya viene condicionado en su destinación. 

De los 50 billones del presupuesto para educación, menos de 7 son para educación superior, distribuidos entre un poco más de 4 billones para cumplir con las transferencias según los artículos 86 y 87 de la Ley 30 de 1992 y el resto para cumplir con compromisos del Icetex, de gratuidad, de Generación E y lo que queda de Ser Pilo Paga, entre otros.

Es decir, por ahora la única expectativa para lograr más recursos depende de la negociación del presupuesto 2023 que se haga con el Ministerio de Hacienda, así como de las propuestas de proyectos de ley y reformas de algunos existentes.

Allí se considera la necesidad de reformar la Ley 715 de 2001 sobre el Sistema General de Participaciones y la Ley 30 de 1992, y ambos requieren de más recursos.

Además, advirtió con preocupación Gaviria, en un llamado al Congreso, para que se mire con cuidado los diferentes proyectos de ley que se vienen radicando, que impactan la educación superior y, sobre todo, que de aprobarse harían inviable la sostenibilidad financiera.

Por ejemplo, señala cómo mientras un proyecto de ley propone un aumento 15 puntos por encima del IPC para las IES públicas, otro busca que el Estado reconozca el crecimiento de la remuneración a los docentes conforme lo definido en el decreto 1279, y otros quieren que por cada estudiante nuevo de cobertura se reconozca el valor medio. “Todo eso acumulado es impagabe y llega a una situación de sostenibilidad”, advirtió Gaviria.

En ningún momento Gaviria hizo referencia al anuncio del presidente Petro de ofrecer una educación superior pública, gratuita y de calidad. Unicamente refirió a la apuesta de terminar este gobierno (4 años) con 500 mil estudiantes más educación superior (lo que podría subir la cobertura entre el 65 y 70 %). Tampoco hace alusión alguna al rol de la educación superior privada.

El cómo lo hará tampoco es preciso. Espera crear mesas de trabajo para analizar estos proyectos, entre ellos una reforma al Icetex (que también tiene el reto de saber de dónde saldrán los recursos).

Frente al tuit presidencial sobre habilitar terenos para nuevas universidades, Gaviria detalló que no es preciso el alcance de lo dicho por el presidente, pues puede entenderse como construir universidades nuevas o construir nuevas sedes de universidads ya existentes. Para Gaviria es mejor lo segundo, en parte para garantizar la pertinencia de la oferta.

Finalmente, el ministro advirtió sobre la necesidad de ir más allá del debate sobre financiamiento para analizar, entre otros aspectos, temas como los de la responsabilidad social de las universidades.

Estos temas ya habían sido analizados, antes de la presentación en el Senado, con el Consejo Directivo de Ascun y la nueva viceministra de Educación Superior.

 5,948 

Compartir en redes