diciembre 12, 2018 8:43 pm

Información
  • Educación, Calidad, información - seguimiento diario al desempeño de nuestro sistema de educación superior

  • Educación, Calidad, información - seguimiento diario al desempeño de nuestro sistema de educación superior

  • Educación, Calidad, información - seguimiento diario al desempeño de nuestro sistema de educación superior

  • Educación, Calidad, información - seguimiento diario al desempeño de nuestro sistema de educación superior

  • Educación, Calidad, información - seguimiento diario al desempeño de nuestro sistema de educación superior

  • Educación, Calidad, información - seguimiento diario al desempeño de nuestro sistema de educación superior

  • Educación, Calidad, información - seguimiento diario al desempeño de nuestro sistema de educación superior

  • Educación, Calidad, información - seguimiento diario al desempeño de nuestro sistema de educación superior

Protestas de ayer, con menos impacto del esperado. ¿Se acerca el fin del paro?

Nov 29/18 Cuando el país esperaba que las protestas estudiantiles de este 28 de noviembre tuvieran un gran impacto en los medios y la opinión pública, la importante asistencia de estudiantes en la calle fue mucho menor de las anteriores y, con la cercanía de diciembre, el paro podría tener sus días contados.

Los líderes estudiantiles mantienen sus exigencias al Gobierno Nacional, que difícilmente cede ante las presiones, bajo el mismo argumento de falta de recursos.

Varios hechos podrían explicar la disminución en el impacto de las marchas y su exposición mediática, pese al importante hecho de que, a diferencia de las últimas, éstas se presentaron en paz.

La ciudadanía se asustó con el anuncio de las protestas, los colegios dejaron de estudiar y muchas empresas permitieron el trabajo de los empleados en su casa por lo que Bogotá (donde cayó un muy fuerte aguacero) y las principales capitales no tuvieron traumatismo en la movilidad; la incertidumbre por la Ley de Financiamiento no dio argumentos precisos para la protesta, así como también se sumó el ruido que generó el posible apoyo de las marchas al excandidato Gustavo Petro, y la suma de las protestas de Fecode y las centrales obreras que, en vez de sumar a las protestas, confundieron a la opinión pública.

La preocupación de muchos estudiantes, y sus padres de familia, por la llegada del fin de año, la no continuidad académica y la ya asegurada pérdida del semestre académico (por lo menos en tiempo), la necesidad de regresar a sus ciudades de origen, los muy diversos mensajes de la protesta y el cada vez menor protagonismo de los líderes en los grandes medios masivos de comunicación, están comenzando a presionar la protesta hacia la búsqueda de un acuerdo.

Por ahora, unos líderes del paro (Fenares y ACREES) no han expresado los pasos a seguir ni los nuevos avances con el Ministerio de Educación, mientras que los de UNEES se hallan acampando en la Universidad Nacional (foto) para evaluar estos días los pasos a seguir.