El Observatorio de la Universidad Colombiana




Casa por cárcel a directivo del Politécnico Jaime Isaza, que actuó a nombre de la IES

Feb 18/21 Se trata de José Alberto Arbeláez Ramírez, jefe de la Oficina Jurídica y Secretario General (e), por su actuación en las falsas denuncias que desde la IES se hicieron contra docentes de la misma.

Arbeláez Ramírez (foto), quien también ha actuado como asesor del rector Libardo Alvarez Lopera, ha sido imputado por el delito de falsa denuncia, en su calidad de directivo de la IES, contra los profesores del sindicato ASPU de esa IES, Jorge Gómez, Oswaldo Plata y William Puche, en un proceso en el que la Justicia había declarado inocentes a estos académicos por acusaciones nacidas al interior de la Institución (entre ellos el un exdecano de derecho) y, al parecer, patrocinadas desde el propio Consejo Directivo.

Vale recordar que a estos tres docentes se les acusó, por parte de la Institución, de haber participado en amenazas de muerte, cobro de coimas, actividades terroristas y delitos sexuales, pero para el Juez 20 Penal Municipal de Garantías de Medellín estas fueron falsas denuncias y decidió imponer medida de aseguramiento no privativa de la libertad a Juan Guillermo Ríos, entonces decano de Ciencias Básicas, Sociales y Humanas y a la estudiante Claudia Marcela Valencia Naranjo.

Lea: PJIC: Fiscalía devela hechos criminales de algunos directivos contra docentes

Luego de su absolución, el profesor Jorge Gómez señaló que con la falsedad de las denuncias, “se entregó evidencia contundente de que fueron personas muy cercanas a la Rectoría, quienes presuntamente usaron a jóvenes mujeres estudiantes, para revictimizar a otras jóvenes mediante creación de falsas denuncias de género”.

Fui un instrumento: Arbeláez

La juez del caso decidió que Arbeláez fuera privado de la libertad en su residencia, por representar en peligro para la sociedad y el proceso y tener un cargo de alto nivel en la institución.

En su defensa, el especialista en Derecho Administrativo de la Universidad Pontificia Bolivariana y Abogado de la Universidad de Antioquia, José Alberto Arbeláez Ramírez, señaló que el “motivador, instigador, creador, orientador” de la información que motivó la denuncia (falsa) y por la que en el Consejo Directivo del PJIC se ordenó hacer la denuncia, fue el exdecano Ríos.

Duda sobre actuación del rector y del Consejo Directivo

Ante la Juez, Arbeláez dijo que él fue un “instrumento para presentar la denuncia” y que había ido a instalarla al CTI “con el visto bueno del Consejo Directivo y del rector”.

También ha sorprendido que se hiciera público un borrador del acta del Consejo Directivo del 12 de noviembre de 2019 (que ayudó a estigmatizar las acusaciones sobre los docentes), y en el que en el punto de informe del rector se señaló lo siguiente (que se transcribe literalmente en lo que tiene que ver con este caso):

“El Rector informa que el fin de semana que acaba de pasar estuvo en el Politécnico un grupo de 130 estudiantes de todo el País. El Rector accedió a prestar las instalaciones cómo muestra de confianza a los estudiantes por parte de la administración. El único incidente que se presentó, fue entre ellos, pues los estudiantes de la Universidad de Antioquia querían pintar grafitis en la Institución a lo que la Representación de estudiantes del Politécnico se opuso, motivo por el cual los estudiantes de la U de A se retiraron de las instalaciones.

Informa el Rector sobre una reunión que se tuvo con representantes de ASPU, Asinserpol, y estudiantes, en el piso 4 de la Gobernación de Antioquia convocada por la Mesa Regional de Garantías.

Cómo es costumbre por parte de estas agremiaciones, se dieron señalamientos en contra de la administración, pero con la intervención del Secretario General, el Jefe de la Oficina Asesora Jurídica y del Rector se lograron aclarar todas estas situaciones, tales como la destitución de Juan Carlos Jaramillo, las amenazas contra el estudiante Sebastián y las amenazas contra el profesor Jorge Gómez López.

El Rector manifiesta que estas situaciones se aclararon y se hizo defensa de la Institución.

El Rector expresa ante la Corporación su preocupación por una situación muy delicada que se está desarrollando al interior de la Institución donde está implicado presuntamente el docente Jorge Gómez López.

El Rector manifiesta que el docente en mención sostuvo relaciones sexuales con una estudiante de la Institución la cual quedó en embarazo, y este ha intentado hacerla abortar; la estudiante víctima de esta situación le contó a una amiga para que le ayudara con este problema, motivo por el cual se pusieron de acuerdo para interceptar el whatsapp del profesor, y así obtener pruebas de este hecho.

A través de estas conversaciones se ha podido establecer que el profesor Jorge Gómez ha estado entramando acciones en contra de la Institución, la estudiante Claudia Valencia, y el Decano de Ciencias Básicas Juan Guillermo Ríos Noreña.

El Rector informa que ya se reunieron con la Directora del Cuerpo Técnico de Investigación y se instauró la denuncia ante la Fiscalía. Invitó al Decano de Ciencias Básicas, doctor Juan Guillermo ríos Noreña para que exponga ante la Corporación esta situación, ante lo cual el Decano manifiesta lo siguiente:

Aproximadamente en el mes de septiembre la estudiante Claudia Valencia, se acerca a la Decanatura con el fin de informar sobre la situación que está pasando con su compañera, por ser tan amigas comparten claves y de esta forma Claudia logra tener acceso a la información de su compañera.

Durante el desarrollo de estas conversaciones se ha podido evidenciar que el profesor Jorge Gómez ha sido el autor de varios plantones en la Institución, de las presuntas auto amenazas que recibió el estudiante Sebastián, y de otras actuaciones en contra de la estabilidad institucional; Según las conversaciones intervenidas, se ha podido observar que entre Jorge Gómez López y Jairo Hernán Muñoz se hizo el pago al estudiante Sebastián, de aproximadamente 6 millones de pesos, para que se auto amenazara, todo esto buscando generar zozobra y caos al interior de la Institución, pues su objetivo es que el profesor Jorge Gómez sea Rector y Jairo Hernán Muñoz sea Decano.

El Decano manifiesta que la estudiante Claudia Valencia canceló semestre pues recibió un atentado en contra de su vida por la información que poseía, que él ha recibido amenazas y constantes persecuciones, motivo por el cual ha tenido que estar pendiente de su seguridad y la de su familia.

El Presidente, doctor Néstor David Restrepo Bonnett pregunta, adicional al proceso penal, cuales son las acciones disciplinarias que se han asumido por parte de la Institución, a lo cual el Decano manifiesta que ya ha enviado todas las comunicaciones pertinentes a la oficina de Control Interno Disciplinario e igualmente al Rector.

Manifiesta su preocupación y temor frente a esta situación, pues es un latente riesgo para su vida. El Presidente manifiesta su gran preocupación por esta situación y pone a disposición su ayuda en lo que tenga que ver con la Secretaría de Gobierno y que pueda ser de apoyo al Decano Juan Guillermo Ríos”.

En dicho Consejo Directivo asistieron como integrantes:

  • Néstor David Restrepo Bonnett, Presidente de la Corporación, delegado por el Señor Gobernador de Antioquia
  • Ana Milena Gualdrón Díaz, Delegada de la Ministra de Educación Nacional
  • Hugo Ospina Cano, Representante del Sector Productivo
  • Luis Norberto Guerra Vélez, Representante de los Exrectores
  • Juan Fernando Ruiz Ramírez, Representante de las Directivas Académicas
  • Bertha Aurora Muñoz Rodríguez, Representante de los Docentes
  • Juan Camilo Palacio Sánchez, Representante de los Graduados
  • Libardo Alvarez Lopera, Rector
  • Luis Gonzalo Martínez Sierra, Secretario
  • Juan Guillermo Ríos Noreña (invitado), Decano Facultad de Ciencias Básicas
  • Diego León Quiceno (invitado), Director Financiero

Para Rubén Vásquez, presidente de ASPU en esa IES, “esto es una clara nuestra de la persecución sindical de la que hemos sido víctimas en ASPU”.

Para ASPU estos hechos corresponden a dos años de ataques, difamaciones, falsas denuncias y amenazas de muerte en contra de profesores, estudiantes, líderes sociales y defensores de Derechos Humanos en el Politécnico Colombiano JIC.

“Eso fue un montaje planeado por directivos para deshacerse de un profesor inconveniente. Les fallo y este les volteo la torta demandandolos penalmente”, dijo una fuente de El Observatorio muy conocedora de la situación del Politécnico.

Y mientras tanto…. la IES habla de avanzar en su acreditación institucional, y como el CNA no ve esas cosas….

Compartir en redes