El Observatorio de la Universidad Colombiana




Justicia sanciona el “yo te elijo, tú me eliges” en Uniatlántico

Feb 7/21 El representante de las directivas en el Superior de Uniatlántico, Danilo Hernández, votó por José Henao Gil (foto) como rector (e) y, en agradecimiento, 4 días después el rector nombró a Hernández como Vicerrector de Docencia.

A la luz del artículo 126 de la Constitución Política de Colombia esta actuación está prohibida, y así lo reconfirmó el Juzgado 13 Administrativo Oral del Circuito de Barranquilla, que anuló la actuación de la Universidad.

Según la Constitución: “Los servidores públicos no podrán en ejercicio de sus funciones, nombrar, postular, ni contratar con personas con las cuales tengan parentesco hasta el cuarto grado de consanguinidad , segundo de afinidad, primero civil, o con quien estén ligados por matrimonio o unión permanente. Tampoco podrán nombrar ni postular como servidores públicos, ni celebrar contratos estatales, con quienes hubieren intervenido en su postulación o designación, ni con personas que tengan con estas los mismos vínculos señalados en el inciso anterior”.

Es decir, en el caso de la Universidad del Atlántico, se dio un conflicto de intereses y la censurada figura del “yo te elijo, tú me eliges”.

Hasta julio pasado Danilo Hernández Rodríguez venía desempeñándose como Jefe de Departamento de la Vicerrectoría de Extensión y Proyección Social de la Universidad del Atlántico y, a su vez, representante de las directivas académicas en el Consejo Superior Universitario.

Tras la decisión de este órgano colegiado de reemplazar (sin mayor explicación pública de los motivos para hacerlo) al rector encargado Jorge Luis Restrepo Pimienta, se votó por encargar al entonces decano de Educación, José Rodolfo Henao Gil, incluido el voto a favor de Hernández Rodríguez.

Cuatro días después de ser elegido como rector (e), Henao expidió la Resolución 002156 mediante la cual encargó a Danilo Hernández Rodríguez como Vicerrector de Docencia, con el consiguiente aumento en sus ingresos, en cerca del 50 % por el encargo.

A propósito de Uniatlántico, ¿cómo cuándo su Consejo Superior pensará revisar el periodo formal de su rector, así como definir el cronograma para buscar uno en propiedad? Tras la escandalosa renuncia de Carlos Prasca, a finales de 2.019, la Universidad anda con rectores en encargo.

El Consejo Superior viene discutiendo las calidades de quien puede ser su rector, en un debate que parece más pensado para favorecer a ciertas personas, que perfiles de alto nivel.

Lea: Conocimientos básicos y experiencias mínimas de quien aspire a ser Rector

Un problema más común de lo que parece

Esta es una situación que ya se ha presentado en otras universidades públicas del país como, por ejemplo, la Universidad de Córdoba, que llevó al Consejo de Estado a pedir la suspensión del entonces rector, Jairo Torres Oviedo, por el aparente conflicto de interés de éste al trabajar – nombrar personas que intervinieron en su elección.

Lea: El SUE se queda sin Presidente y Unicórdoba debe buscar nuevo rector en propiedad

Algunos consideran que la norma constitucional podría ir en contra de la lógica de trabajar con equipos comprometidos, así como de ir contra la autonomía universitaria, que reconoce en la vida académica el mérito y la cualificación intelectual, más allá de restricciones que podrían entenderse de carácter burocrático.

 

Compartir en redes