Lo prometido por la nueva alcaldesa, Claudia López, en educación superior para Bogotá

Oct 28/19 “Yo quiero que los jóvenes entren a la universidad pública, gratuita, de calidad y sin Icetex”, es el ofrecimiento de la electa alcaldesa de Bogotá Claudia López.

López, quien obtuvo el respaldo de la mayoría de líderes del movimiento estudiantil, habla en medios y la plaza pública de 20 mil cupos en educación superior, a partir del fortalecimiento de la Universidad Distrital, aunque en su propuesta escrita se referencian 30 mil. Dice que hará la mayor inversión en educación superior en la historia de Bogotá.

Esos nuevos cupos, ha dicho ella, serán destinados a las madres cabeza de familia, mayores de 45 años y jóvenes.

Antes había dicho que estos 20 mil serán para carreras que demande el mercado laboral, pero la entonces candidata lo desmintió y dijo que era un mensaje erróneo de alguien de su equipo.

Su tradicional discurso en contra de la corrupción le sirvió para alinearse del lado de quienes rechazan situaciones como las presentadas en algunas de estas IES.

En uno de los debates televisados previos a las elecciones de este domingo 27, la hoy alcaldesa respondió así a la pregunta de qué hacer frente a las protestas universitarias que terminan en desórdenes: “A los vándalos y a los infiltrados, que los persiga la Policía donde quieran que estén. Pero, ¿por qué están protestando los estudiantes? Porque se están robando a la Universidad Distrital, porque se están robando su educación. ¿Por qué estaban protestando en Barranquilla?, porque se roban la Universidad del Atlántico. Además de que se los roban, además de que no pueden entrar a la universidad, además de que no tienen empleo, ¿entonces golpes?, ¿entonces gases lacrimógenos? Lo que yo voy a atender como alcaldesa es el malestar social. Lo que quiero es que los jóvenes entren a la universidad pública, gratuidad, de calidad y sin Icetex. La Policía que se vaya a perseguir atracadores, violadores, jíbaros, y al Esmad que opere en casos excepcionales con un protocolo para que no haya violaciones de derechos humanos”.

Las otras propuestas

En su plan de gobierno, en el tema de educación superior, López propone:

– Crear la Agencia de Educación Superior, para contar con una dependencia que haga viables los programas de innovación en educación superior.

– La Universidad pública tendrá siempre la primera opción en la implementación de los programas. Solamente si no es posible adelantarlos con las universidades estatales, se podrán hacer convenios con oferta privada de alta calidad.

– La infraestructura de las localidades con mayor déficit necesita adecuaciones y ampliaciones.

– Se seguirá fortaleciendo a la Universidad Distrital para que consolide su oferta actual.

– Apoyo a los estudiantes que estuvieron cerca del corte de ingreso a la universidad. Vamos a ayudarlos con cursos preuniversitarios del mejor nivel.

– Invitar a las universidades a que acompañen los procesos de transformación pedagógica en los colegios y que fortalezcan el cambio de enfoques y prácticas pedagógicas y los sistemas de evaluación en curso en las instituciones educativas.

– Le vamos a ofrecer a 5.000 profesores/as un apoyo de hasta el 70% en sus estudios de posgrado en universidades de excelencia que se comprometan a que los estudios se hagan en relación directa con el trabajo de aula de los docentes y en coordinación con los equipos de desarrollo curricular por ciclos y campos de pensamiento.

– La creación de nuevos cupos en educación superior financiados por la alcaldía, en aquellas IES en las que se les homologuen a los estudiantes del programa los créditos académicos y cualificaciones que avanzaron en la educación media. Esto implica mejores alianzas entre colegios, universidades, familias y empresas para optimizar recursos. Es necesario que los estudiantes accedan a buenas IES y universidades, además de mantener la oferta del SENA (mejorando su calidad y articulación cuando trabajan en asocio con colegios oficiales), y que puedan homologar lo que estudiaron en una institución en otra, incluyendo lo que avanzaron durante la media. Y que exista la posibilidad, para quienes lo quieran así, de recibir un título que les permita trabajar dos años después de salir del colegio (como hacen muchas universidades por ciclos propedéuticos con oferta tecnológica o las escuelas normales). Esperamos que 30.000 personas adicionales se gradúen en ese nivel intermedio entre 2020 y 2023. En cada localidad los colegios de media con condiciones especiales de experiencia e infraestructura liderarán el proceso de articulación y formación diversificada y avanzarán para formar parte junto con las IES vinculadas, de una la Red de instituciones del programa.

La alcaldesa y las universidades

Durante la actual campaña, López asistió a varias universidades de Bogotá en las que expuso sus ideas. Incluso contó con el abierto respaldo de las rectoras de las universidades EAN, Brigitte Baptiste, y la Autónoma de Colombia, Beatriz Meza (quien fue decana de la U. Cooperativa de Colombia).

Ambas rectoras no laboraban en estas iES cuando, en su campaña para el Senado de la República en 2014, Claudia López, en conjunto con su fórmula para la Cámara de Representantes, Angélica Lozano, denunciaron que 10 universidades actuaban como pirámides DMG (ver nota oficial de la campaña), por ser “un negocio formidable para algunos políticos a costa de los sueños de millones de familias colombianas”.

Las políticas entonces señalaron el siguiente “Top 10 de universidades con irregularidades”: 1) Cooperativa de Colombia, 2) San Buenaventura, 3) San Martín, 4) Los Libertadores, 5) UDES, 6) Autónoma del Caribe, 7) EAN, 8) Manuela Beltrán, 9) Politécnico Grancolombiano, y 10) INCCA.

Las denuncias nunca fueron soportadas con pruebas, algunas IES intentaron entablar demandas y el tema no pasó a mayores, salvo la afectación de la imagen de algunas de estas instituciones.