General (r) Javier Ayala logra mayoría suficiente para volver en propiedad a la rectoría de la UMNG

Feb 9/24 Si no surgen nuevas recusaciones o demandas, Ayala volverá como rector titular por los próximos 4 años de la Universidad Militar Nueva Granada, tras una nueva votación del Consejo Superior Universitario.

En cumplimiento de la sentencia del 14 de diciembre del 2023 y el auto interlocutorio de fecha 25 de enero de 2024, proferidos por la Sección Quinta del Consejo de Estado, el Consejo Superior repitió la elección con los mismos tres candidatos que se postularon en el proceso decidido inicialmente en junio pasado.

Lea: U. Militar repetirá elección de rector con la misma terna que se postuló en junio pasado

En aquella elección, Ayala Amaya (foto) alcanzó un mayor número de votos que sus rivales, pero no llegó al número mínimo que, según las normas internas establecían. Fue posesionado como rector, pero entonces llegaron varias demandas al Consejo de Estado, entre ellas una del exrector Puentes, lo que llevó a que el entonces elegido tuviera que retirarse del cargo.

Lea: Tras su posesión, Consejo de Estado suspende provisionalmente elección de rector de la U. Militar

Entre junio y la fecha la UMNG ha tenido cuatro rectores. Se espera que esta última sea, por lo menos para los próximos cuatro años, la definitiva elección.

De ocho votos consignados (no participó el representante de los egresados, dado que se halla vacante y está en proceso de elección), el Mayor General (R) Javier Alberto Ayala Amaya obtuvo siete (7), contra uno (1) del Mayor General (R) Jaime Agustín Carvajal Villamizar y ninguno (0) del exrector y Brigadier General (R) Luis Fernando Puentes Torres.

Tras la sensibilidad institucional que despertó el proceso, la Universidad transmitió la totalidad de la elección, caracterizada por un voto público nominal.

A propósito de Puentes Torres, cuya rectoría terminó con múltiples quejas por el ambiente institucional y aparentes decisiones administrativas y financieras erróneas (algunas de las cuales están en investigación por las autoridades), él fue quien más presionó para que el Consejo de Estado declarara ilegal la anterior elección de Ayala, y una vez que se aclaró el fallo y el Consejo Superior debió proceder a elegir, recusó a tres de los miembros del mismo por supuesto conflicto de intereses: A la vocera de las directivas académicas, quien se declaró impedida y no participó en la sesión; al representante de los estudiantes, quien tampoco votó, y al de los profesores, cuyo caso analizó y validó el Consejo para que pudiera votar.

Loading

Compartir en redes